4 jul. 2009

MASA DE PIZZA


Lo prometido es deuda. Y aquí os dejo la receta de la pizza que saqué del libro "Pizza, calzone & focaccia". Definitivamente es la masa que estoy haciendo siempre que me decido a hacer pizza. Además, no hace falta Thermomix. Se puede hacer en ella igualmente, pero yo prefiero hacerla en la Kenwood (lo del amasado a mano me da mucha pereza, lo reconozco).
Espero que os guste tanto como a mí el resultado.
Para 2 pizzas medianas (25-30 cm)
Ingredientes:
25 gr. levadura fresca (yo utilizo la de Mercadona), 1 cucharada de levadura seca ó 2 cucharillas de levadura seca rápida.
1/2 cucharilla de azúcar (hace que la masa se tueste algo más)
150 ml. de agua tibia
500 gr. de harina sin blanquear, más una cantidad para espolvorear
1 cucharilla de sal marina fina
1 cucharada de aceite de oliva
Preparación:
En un bol mediano, mezclar la levadura fresca con el azúcar y batir en el agua tibia. Dejar 10 minutos hasta que esté espumosa. Para el resto de levaduras, seguir las indicaciones del fabricante.
Tamizar la harina y la sal sobre un bol grande y formar un hueco en el centro. Verter la mezcla de la levadura y, luego, el aceite de oliva. Remover bien con una espátula; después, con las manos, amasar hasta que la masa esté bien mezclada, lisa. Colocarla sobre una superficie ligeramente enharinada, lavarse y secarse las manos; a continuación, amasar con energía durante 5-10 minutos hasta obtener una textura homogénea, brillante y elástica (5 minutos en el caso de tener las manos calientes, 10 minutos si las manos están frías!). No hay que añadir más harina en este paso: cuanto más húmeda esté, mejor. Si nota que la masa está pegajosa, enharínese las manos, no la masa. La masa debería quedar bastante blanda. Si realmente está muy blanda, amásela con un poco más de harina.
Para comprobar si la masa está lista, puede enrollarla en forma de salchicha gruesa, coger un extremo en cada mano, levantar la masa y desplegarla hacia fuera, moviéndola con delicadeza; debería estirarse con bastante facilidad. Colocarla en un bol untado con aceite, cubrirla con film transparente o un paño húmedo y dejarla subir en un lugar cálido, sin corriente, hasta que alcance el doble de su tamaño (más o menos una hora y media).
Destapar la masa, darle unos golpecitos para sacar el aire y, después, disponerla sobre una superficie de trabajo ligeramente enharinada. Dividir en dos partes y formar dos bolas. Colocar las bolas separadas sobre papel para horno antiadherente, taparlas con papel film y dejar que suban 60-90 minutos. Puede usarlas cuando lo desee.
Qué aproveche!

0 comentarios: